Miembros

Dom10262014

Última ActualizaciónJue, 23 Oct 2014 6am

Búsqueda - Encuentre Vuelos, Tiquetes, Pasajes, Información Aeronáutica

Búsqueda personalizada
Back Está aquí: Inicio Aviación Colombiana Aviación Civil Control de Tránsito Aéreo ATC

ATC

¿Qué es ATC?

 

ATC son las siglas en inglés de Air Traffic Control, es decir, Control de Tránsito Aéreo, lo cual se describe algo así como "la ciencia de la física aplicada combinada con el arte de la coreografía".

24 horas al día, 365 días al año, los controladores de tránsito aéreo ayudan a guiar y separar los aviones, resguardando la seguridad de los vuelos y sus ocupantes. El sistema ATC consta de muchas partes, entre las más importantes las Torres de Control, los TRANCONs y los Centros de Control. 

Las torres se encuentran localizadas en los aeropuertos y están encargadas de mantener seguras las operaciones en tierra, así como el movimiento de los vuelos a 10 millas náuticas alrededor de los mismos. 

Las torres de control disponen, generalmente, de las siguientes dependencias o posiciones primarias: 

 

Autorizaciones (Clearance Delivery)

Es, generalmente, la primera posición asignada en los entrenamientos. Sus funciones incluyen generar autorizaciones de planes de vuelo, coordinación de tráfico de aeródromo y actualizar la información meteorológica en el sistema ATIS, entre otras. 


Control Tierra (Ground Control, GND)

El controlador de superfice debe conocer hacia dónde va y de dónde proviene cada aeronave, por lo tanto su tarea es autorizar el rodaje de los aviones que llegan desde las calles de rodaje hasta las puertas de embarque o áreas de parqueo y viceversa para los aviones que salen, correspondiéndole, en consecuencia, el secuenciamiento para los despegues pues es quien determina qué aeronave entra a la pista principal y cuál no.

 

Control Torre (Local Control, TWR)

Este controlador se encarga de manejar el trabajo más complejo entre las posiciones de torre, ya que es responsable del tráfico sobre las pistas activas, correspondiéndole, entre otras tareas: 

1. Autorizar los despegues, asegurándose de mantener una apropiada separación en el secuenciamiento de las salidas aplicando las demoras que sean requeridas.

2. Autorizar los aterrizajes, asegurándose de que las pistas activas se encuentren libres y guardando la separación mínima entre aeronaves generada ya por el sistema de aproximación.

3. Mezclar los despegues con los aterrizajes, permitiendo un adecuado flujo del tráfico entrante y saliente. Es importante tener en cuenta que, a pesar de que muchos aeropuertos cuentan con varias pistas activas, no siempre se pueden realizar aterrizajes y despegues simultáneos. Básicamente, el parámetro principal es mantener la separación horizontal mínima y, en todo caso, que las trayectorias de los aviones no se crucen.

4. Secuenciar el tráfico visual, cuando las condiciones meteorólogicas así lo exijan y permitan, en concordancia con el tráfico por instrumentos. El controlador de torre tiene dos reglas básicas que cumplir: El tráfico que lelga debe estar fuera de la pista activa antes de que el tráfico saliente comience su carrera de despegue; el tráfico saliente debe estar en el aire antes de que el tráfico entrante cruce el umbral de la pista activa.

 

Los "TRACONs", del inglés Terminal Radar Approach Control, es decir, Control de Aproximación Radar de Aeropuerto, usualmente se ubican junto a las torres de control, proveyendo servicio de radar para las aeronaves que llegan y salen de ciertos aeropuertos, así como para los vuelos que se encuentran a cierta distancia de los mismos (30-40 millas náuticas). 

Los centros de aproximación, o TRACONs, están localizados cerca a la torre pero en un edificio separado. Utilizan modernos equipos de radar para secuenciar el tráfico que entra a un área de terminal y el que sale de ella dentro de un espacio lateral de 30 a 40 millas náuticas y vertical de 17.000 pies de altitud sobre el terreno. Sirven primariamente al aeródromo donde se ubican, pero, en muchas ocasiones, cubren esta misma necesidad para otros aeropuertos cercanos. 

 

Las posiciones operacionales de los centros de radar de aproximación son, usualmente, de tres clases:

 

Llegadas (Arrival, ARR)
 
Determinan la secuencia de llegadas al terminal, determinando las demoras en espera según el tráfico.

 

Salidas (Departure, DEP)

LLevan los aviones en ascenso desde la altitud inicial autorizada hasta establecerlos en la ruta o el corredor apropiado. 

Los centros de control (Air Route Traffic Control Centers, ARTCCs) vigilan un vasto espacio aéreo de un país, tanto lateral como verticalmente, cubriendo todas aquellas áreas que no están servidas por un TRACON. 

Utilizando complejos equipos de radar, el controlador de Centro mantiene la seguridad, el orden y el flujo expedito del tráfico a través de su espacio aéreo, que llega a cubrir más de 100 millas náuticas cuadradas, alcanzando el de otros países o estados, orientados a atender los vuelos en ruta o crucero. 

Usualmente, cada posición de radar está ocupada por dos o tres personas, entre las cuales se distribuye el trabajo, relacionado con las comunicaciones de radio, las transferencias del tráfico a otros controladores y el diligenciamiento de los formatos de progreso de vuelo, en los cuales se consignan las altitudes asignadas, los códigos transponder, las rutas, los tiempos de las autorizaciones y por quien fueron dadas. 

Actualmente, toda esta información se procesa por medios computarizados, aunque en algunos lugares del mundo aún se utilizan las tarjetas físicas que son pasadas de controlador a controlador y dispuestas en un tablero secuencial.

 

TOMADO Y ADAPTADO de www.aerosite.net por RODRIGO CABRALES.

 

 

Comentarios:

Carrito de Compras

 x 
Carro vacío

Boletín de Noticias

Suscríbase a nuestro boletín semanal de Noticias de Aviación y actualidad aeronáutica en Colombia, Latinoamérica y el mundo.

Iniciar Sesión